• Cúpula inclinada suspendida [Cita con Rama]
      

Cúpula inclinada suspendida [Cita con Rama]

La lógica de la arquitectura se ve interrumpida por esta presencia física que se salta las reglas impuestas por muros, columnas y cristaleras. Sin embargo, la arquitectura, en concreto la luz que emana desde el techo, desvela el componente literario de la obra, pues el calado de las láminas reproduce, letra a letra, un texto de Arthur C. Clarke extraído de Rendez-vous with Rama, que queda proyectado mediante sus sombras sobre el suelo. De ello resulta una lectura más intuida que leída por las dificultades, pero que por lo poético de su traslado hacia la visibilidad nos incita a esforzarnos en su comprensión. Para facilitarlo, en un panel cercano se puede leer dicho texto. En todo caso, la constatación de que nos encontramos ante un documento literario, una narrativa tejida, hace que el conjunto flotante de capas sea visto también como las páginas de un libro abierto que nos ampara y protege, que recoge y acoge, y bajo cuya sombra se nos ofrece la posibilidad de comprender lo indescifrable.


Esta monumental pieza de Cristina Iglesias engloba, desde lo escultórico, también lo literario y lo arquitectónico. Ubicada en el extremo del corredor perimetral derecho del vestíbulo de Torre Iberdrola, modifica la percepción del espacio concebido por César Pelli al quedar suspendida del techo sin estar cerca de él ni del suelo, sino en una posición intermedia. Como una nube espesa y cargada de significados (no reconocibles al primer golpe de vista), la escultura fluye dinámicamente. Las treinta y nueve láminas de alambre trenzado que la constituyen se despliegan con aparente informalidad, sin tocarse entre ellas, aunque se superponen entre sí en diversos puntos, sin seguir un orden que pueda ser comprendido, sino como un organismo vivo colectivo que, integrado a su vez por seres individuales, busca el lugar más cómodo para sí y sus miembros. Una bandada de pájaros o un banco de peces serían los símiles más adecuados.